Salario diario integrado para IMSS 2004

Por el CPC Francisco Javier Martínez Ibáñez

14. Alimentación y Habitación a los trabajadores

Recordando, antes de la reforma del 20 de julio de 1993, no se incluían en el SDI, cuando la empresa cobraba, aunque fuera sólo simbólicamente, la alimentación, la habitación y la despensa, ya que el inciso (d) del artículo 32 decía: “La alimentación  y la habitación cuando no se proporcione gratuitamente al trabajador, así como las despensas; ...”. Por tanto, lo único  que teníamos que cuidar es que no fueran gratuitas. El inciso equivalente, vigente a partir de la reforma dice:

Artículo 27 fracción. V. “La alimentación y la habitación cuando se entreguen en forma onerosa a trabajadores; se entiende que son onerosas estas prestaciones cuando representen cada una de ellas, como mínimo, el 20% del salario mínimo general diario,  que rija en el Distrito Federal;..”

 

Tenemos cambios muy importantes, a partir del 21 de julio de 1993 ya no podemos cobrar sólo simbólicamente la alimentación y habitación; debemos cobrar por lo menos el  20% del SMDF por cada concepto para no tener que incluirlos en el SDI; (la despensa se maneja por separado.)

En el caso de la alimentación, el cobro incluye todos los alimentos que se proporcionen al trabajador para el caso de empresas en la que se tiene derecho a más de un alimento diario; pero si no se cobra por lo menos el 20% del SMDF,  se considera no oneroso y debe incluirse en el SDI.

Si otorgamos estas prestaciones en forma gratuita o no onerosa, estaremos a lo dispuesto en el artículo 32 de la propia NLSS.

Artículo 32. “Si además del salario en dinero el trabajador recibe del patrón, sin costo para aquél, habitación o alimentación, se estimará aumentado su salario en un veinticinco por ciento, y si recibe ambas prestaciones se aumentará en un cincuenta por ciento.

Cuando la alimentación no cubra los tres alimentos sino uno o dos de éstos, por cada uno de ellos se adicionará el salario  en un 8.33 por ciento”.

 

Esto es, si damos sólo un alimento en forma gratuita o con un costo menor al 20% del SMDF, se incrementará el salario en dinero en un 8.33%, si damos dos en un 16.66%, y en un 25%  si proporcionamos los tres alimentos.  Para el caso de habitación si se otorga en forma gratuita o no onerosa, se incrementará el salario en dinero en un 25% adicional.

Debe considerarse como salario en dinero al importe pagado por cuota diaria mas los pagos adicionales en efectivo, además de los extraordinarios, tales como comisiones o tiempo extra, sin incluir las prestaciones en especie. Como el artículo menciona que así se estimará el importe que se debe aumentar, considero que no se tiene inconveniente en que se incluya el costo real de la alimentación, o de la habitación, en lugar de un costo estimado, aplicando un porcentaje al “salario en dinero”, concepto que además ha sido motivo de polémicas en cuanto a su determinación. 

El Consejo Técnico de IMSS, oyendo la opinión del sector patronal, emitió el acuerdo 494/93 en su sesión celebrada el 18 de agosto de 1993. Se publico en el DOF del 11 de abril de 1994, como la fracción III del acuerdo 77/94 de fecha 9 de marzo de 1994.

III: “Alimentación. La fracción V del articulo 32 de la Ley del seguro Social, exceptúa como conceptos integrantes del salario base de cotización la habitación y la alimentación cuando se entreguen en forma onerosa al trabajador, entendiéndose que tienen ese carácter las prestaciones citadas, cuando representan cada una de ellas, cuando menos, el 20% del salario mínimo general diario que rija en el Distrito Federal. Lo anterior significa que esta disposición que se refiere a un caso de excepción, debe aplicarse en forma estricta, en los términos que señala él articulo 9º BIS de la propia Ley del Seguro Social. En consecuencia, si el precepto no distingue respecto a cuántos alimentos deben otorgarse, el contenido de esta disposición no es otro que cuando se proporciona en forma onerosa la alimentación no integra salario y para que se entienda que tiene el carácter de onerosa la misma, el precio que debe pagar el trabajador por alimentos es de N$ 3.05 (tres nuevos pesos 05/100 MN) que equivale al 20% del salario mínimo que rige en el Distrito Federal. Al no distinguir la fracción V del artículo 32 de la Ley del Seguro Social respecto a este concepto, si debe comprender uno, dos o tres alimentos, es claro que la intención del legislador se refiere a la alimentación y simplemente indica que el costo de la misma, para el trabajador, debe ser por el importe ya mencionado, con independencia de que se proporcionen uno o tres alimentos. Basta con que se cobre como mínimo la suma indicada para que el concepto en cuestión quede exceptuado de integración de salario. Por lo contrario, si el precio pagado por el trabajador es inferior al porcentaje legal, esta prestación deberá considerarse como otorgada a título gratuito y bajo estos supuestos, la alimentación como concepto integrante de salario se encuentra regulada en el artículo 38 de la Ley del Seguro Social, es decir, si la alimentación es gratuita, integra el salario y en este caso, con base en lo dispuesto por los artículos 9º BIS y 38 de la Ley del Seguro Social, si se otorgan uno, dos o tres alimentos, el artículo 38 en forma clara establece que cada uno de ellos incrementará el salario base de cotización con un importe del 8.33% del salario real percibido por el trabajador, por lo que en caso de proporcionarse los tres alimentos, este concepto implicaría hasta un 25% del importe del salario percibido por el trabajador.”

 

 Alimentación y habitación

a)      Sí integra, en los supuestos siguientes:

Se integra un importe considerando el salario en dinero:

 

Por un alimento   

8.33%

Por dos alimentos 

16.33%

Por los tres alimentos

25.00%

Por habitación

25.00%

                                             

b)      No integra:

 

La alimentación y habitación, conceptuadas jurídicamente como onerosas, es decir, cuando el trabajador cubre por cada una de ellas 20 por ciento o más del SMDF.

      Veinte por ciento por cada alimento o por los tres: Sean uno, dos  o tres los alimentos, si el trabajador paga el 20 por ciento o más del SMDF por concepto de alimentación, ninguno de estos será integrable.